Rostros de la Fundación Hogar Renacer: Ángela Raso

Un cordial saludo a todos los que nos siguen en este blog.

Mi nombre es Ángela Mª Raso Cantador, trabajo como Diplomada de Enfermería en la Fundación Hogar Renacer desde el año 2003.

Angela Raso en Fundación Hogar Renacer

Al principio, la experiencia de trabajar en un centro de estas características fue un poco desconcertante, porque existe mucha desinformación acerca de estos pacientes y de las patologías adictivas en general. Siendo totalmente sincera, el primer día que llegué a trabajar, no tenía ni idea de a qué me iba a enfrentar.

Poco a poco fui descubriendo la gran labor humanitaria que se llevaba a cabo, y el apoyo que brindamos a personas que por su enfermedad, a veces, lo han perdido todo, y pasamos a ser para ellos lo único que tienen, su familia.

Considero que la labor que desempeña enfermería en nuestro centro es un pilar fundamental en el tratamiento, porque prestamos una atención cualificada 24 horas al día.

Los pacientes que tratamos en nuestro centro requieren una atención personalizada, ya que cada uno de ellos conlleva una problemática familiar, social, laboral, etcétera, y a veces también otras patologías asociadas (patología dual).

Precisamente debido a toda esa problemática que les rodea son pacientes bastante difíciles de tratar, por lo que requiere de nuestra parte como profesionales de la enfermería mucha dedicación, paciencia y cariño para poder llegar a ellos, y así ayudarlos a entender, aceptar y tratar su enfermedad adictiva.

Podría contar multitud de anécdotas, momentos difíciles, sentimientos de impotencia vividos durante todo este tiempo en mi trabajo, ya que la carga emocional y psicológica que conllevan estas enfermedades es muy fuerte, y no cualquier profesional esta preparado para desempeñar (la vocación es primordial), pero como me considero una persona muy optimista y positiva, me quedaré solo con lo bueno y lo que más me llena de mi experiencia como enfermera, que es simplemente el hecho de estar ahí para todas esas personas que lo necesitan en un momento tan duro de su vida, ser un granito más de arena en ese camino tan difícil de andar, y ayudarlos a RENACER en una vida sin alcohol y sin drogas.

Mi valoración personal, después de todos estos años transcurridos de trabajo, es que es un experiencia muy gratificante ver como día a día las personas logran superar sus problemas de adicciones con nuestra ayuda y orientación.

Considero que tras todos estos años transcurridos aquí en la Fundación Hogar Renacer he crecido tanto personal como profesionalmente, y me siento muy orgullosa de ello.

Quisiera dar las gracias a todas esas personas que conocí en el camino, a las cuales apoyé, orienté o simplemente escuché, y que confiaron en mí. Y por supuesto, gracias también a todos y a cada uno de mis compañeros, y al gran equipo técnico y humano que formamos con el trabajo y esfuerzo diario.

Y es que la esencia de nuestra Fundación Hogar Renacer es la sencillez, cariño y entrega con la que trabajamos día a día, por y para cada una de las personas que nos necesitan.

1Comment
  • jose antonio vazquez heras
    Posted at 00:39h, 25 mayo Responder

    Hola Ángela.

    El otro día hice un comentario pero creo que no lo supe mandar así que lo vuelvo a hacer para darte las gracias por compartir desde el corazón y por habernos encontrado en ese camino.

Post A Comment